Otro Blog del Grupo Noticias en Tweets »» Sígueme en Facebook Sígueme en Twitter Suscríbete a NT Youtube Suscríbete Gratis Síguenos en Google +

jueves, 20 de agosto de 2015

Hinterlaces: Bloques partidistas bajan mientras independientes suben


Hinterlaces

Durante las últimas mediciones de identificación partidistas muestran que los bloques pierden fuerza a 100 días de las elecciones.

El Partido Socialista Unido de Venezuela, está en la cima de las preferencias partidistas (32% según el último Monitor País), aunque muestra una leve tendencia que apunta hacía la baja en cuanto a preferencia entre los venezolanos.

Por su parte, los partidos opositores no muestran síntomas de consolidarse entre aquellos que no simpatizan con el chavismo, y ninguna de estas toldas políticas (Primero Justicia, Acción Democrática, Voluntad Popular, otros) sobrepasa la barrera del 10% de respaldo popular.

El siguiente gráfico muestra como los partidos opositores en la parte baja se agrupan, solo el PSUV destaca por encima de todos.

Los independientes o quienes dicen no identificarse con partido alguno, sigue en ascenso y agrupó un total del 41%.

Ocurre un caso contrario cuando se coloca en bloques por inclinaciones partidistas: chavistas, opositores e independientes, como lo muestra el gráfico abajo.

Aquí, el chavismo suma al menos dos puntos si se agregan los partidos aliados del PSUV; los partidos opositores suben considerablemente si se agrupan.

No obstante, se visualiza como la tendencia de ambos bloques durante los últimos meses baja, en contraste con los autodenominados independientes (o no partidistas) y quienes no responden a la pregunta ¿Dígame con cuál Partido Político simpatiza Ud. más?

¿Qué significa esto? Aunque la tendencia histórica es presenciar alta polarización cada vez que la jornada electoral se acerca, en esta ocasión a 100 días de las Elecciones Parlamentarias, no ocurre lo mismo en cuanto identificación partidista se refiere.

Por el contrario, crece ese sector que pudiera rechazar a los partidos políticos (sin que esto signifique que piensen abstenerse).

Si visualizamos la evolución del voto nacional, se evidencia cómo el chavismo fue movilizado masivamente cuando la permanencia de Hugo Chávez estuvo en juego (2006, 2009, 2012).

La oposición tiene una tendencia sostenida hacía el ascenso en total de votos, aunque solamente logró sobrepasar al chavismo en la Reforma Constitucional de 2007, y obtuvo una totalización de votos por encima del Psuv en 2010, si se suman los votos de PPT (en ese entonces alejado del gobierno).

Como conclusión se puede afirmar que la polarización siempre jugó a favor de ambos bandos en distintas ocasiones, no obstante el actual panorama parece mostrar otra cara.

La crisis económica está llevando al descontento a más venezolanos, y estos no están respondiendo a discursos políticos ni a campañas proselitistas, pues quieren soluciones a corto plazo ante su realidad.

El chavismo existe y es mayoría, pero si no hay un discurso que los cohesione y movilice, este se verá afectado. En esta oportunidad el descontento está amenazando al PSUV, y podría generar abstención o voto castigo (o neurótico).

Los independientes se mueven hacía un centro político, porque subieron las expectativas económicas y bajaron los niveles de bienestar.

Sin embargo, este movimiento no representa una amenaza para la hegemonía de los bloques antagónicos y no se ve a corto plazo que esto ocurra.

Aun así, vale la pena resaltar que los discurso radicales no están generando la misma efectividad y polarización que en periodos anteriores.


Recibe nuestras actualizaciones por E-Mail. SUSCRÍBETE GRATIS AQUI


Qué Opinas?